<img height="1" width="1" src="https://www.facebook.com/tr?id=133206463822786&amp;ev=PageView &amp;noscript=1">

La diferencia entre SAP y ERP y sus distintas aplicaciones

Gestion empresarial timer 3 min.
Rosa Castellnou
digitalizacion departamento financiero

Aunque a veces se confunden o se usen como sinónimos, un ERP y SAP no es exactamente lo mismo. Descubre las diferencias entre ERP y SAP y sus ventajas y desventajas.

Descarga el caso de éxito: Mantequerías Arias elimina la liquidación manual de su gestión con la  integración de Captio con SAP

 

 diferencia entre sap y erp

En este blog ya hemos hablado de los ERP y sus costes y procesos. ERP es el acrónimo de Enterprise Resource Planning y en español sería algo así como Sistema de Planificación de Recursos Empresariales. Los ERP son softwares que permiten a las empresas integrar distintas operaciones dentro de un mismo programa; entre las características y ventajas de un ERP, puedes unir en el mismo programa operaciones de producción, logística, inventario, contabilidad y también recursos humanos. 

Otra de las ventajas de los sistemas ERP es su capacidad de automatización de procesos, que por supuesto ayuda a las empresas a ahorrar tiempo y costes. Gracias a la aplicación de un ERP dentro de la compañía consigues aglutinar una gran cantidad de información importante sobre el desempeño del negocio en la misma plataforma; así le das orden y forma a todos los datos que se generan día a día en el proyecto.  

Cuando hablamos de ERP muchas veces se menciona SAP, y la diferencia entre ambos conceptos es muy sencilla. ERP es el nombre genérico con el que nos referimos a un sistema de planificación de recursos empresariales, cualquiera de ellos, independientemente de su marca o sus funciones; y SAP es un ERP específico, uno de los más conocidos. Con un ejemplo lo veremos más claro: la diferencia entre ERP y SAP es la misma que hay entre yogur y Danone. El primero es el producto genérico y el segundo es una marca concreta, de las más populares. 

Las ventajas y desventajas de SAP

SAP es un software de gestión cuyo origen se encuentra en la Alemania de 1972, de la mano de 5 ingenieros con una idea novedosa entre las manos y una gran visión de futuro. SAP es la abreviación de Systems, Applications, Products in Data Processing y es un programa que se ha convertido en líder y pionero en software ERP con gran éxito. 

Las características del sistema SAP son 3 básicas: es un sistema a medida, enlatado y de código abierto. Cuando decimos que es un sistema a medida significa que posee un alto grado de personalización. Cuenta con muchísimos módulos y cada empresa, sea pequeña, mediana o grande, puede adaptarla a sus objetivos y usar solo las funcionalidades que le interesan. 

Un sistema enlatado significa que engloba los sistemas dentro de empresas que fabrican software para cubrir las necesidades del mercado a un nivel más amplio. Las empresas prefieren adquirir un ERP enlatado hecho a medida con sus necesidades; y al tratarse de un grupo de programas, SAP usa códigos abiertos de programación que permiten una mayor rapidez a la hora de llevar a cabo determinados procesos. 

Una de las ventajas de SAP es su sencillez en el funcionamiento. La interfaz es muy intuitiva y, a pesar de que su uso se puede ir complejizando al añadirle módulos y nuevas funciones, no necesitas tener conocimientos técnicos avanzados para entender y disfrutar de la herramienta. Además, SAP te aporta flexibilidad en su acceso; cada organización puede filtrar qué empleados acceden al SAP y qué datos puede consultar cada uno de ellos. 

Entre las desventajas del sistema SAP podríamos decir que necesita una actualización del sistema periódica cada poco tiempo, y ello conlleva un coste económico que puede ser difícil de asumir para algunos. Además, con cada actualización hay cambios de funciones, algunas desaparecen, otras se incorporan y puede ser confuso. Los costes de usar el SAP en adquisición de software y hardware, más la contratación o formación de personal para la gestión de la plataforma, puede ser otro impedimento para algunas compañías. 

En resumen, SAP es uno de los ERP más conocidos, aunque no el único. Si crees que tu empresa necesita un sistema de planificación de recursos, te animamos a informarte, investigar, comparar las diferentes opciones y elegir la que mejor se adecue a ti según tus necesidades, presupuesto y ambiciones.  Además, no te olvides que Captio se integra con todos los ERPs, incluyendo SAP. De esta forma, tus datos se integrarán con nuestro sistema de gestión de gastos garantizandote que sigas con tu día a día con normalidad.gestion facturas proveedores

Suscríbete a nuestro blog y no te pierdas las novedades